Aborto: el Gobierno redacta el proyecto



El texto incluirá la despenalización y la legalización de la interrupción del embarazo. El Presidente recibirá el borrador antes del comienzo de las sesiones ordinarias del Congreso. En paralelo la Casa Rosada impulsará otra iniciativa que establece la asistencia del Estado a mujeres embarazadas.


Después de la gira por Europa y antes del inicio de las sesiones ordinarias del Congreso, el presidente Alberto Fernández recibirá el borrador del proyecto de ley de despenalización y legalización del aborto, cuya redacción le encargó coordinar a la Secretaría Legal y Técnica, que encabeza Vilma Ibarra. Hace unas tres semanas, la funcionaria está trabajando en su redacción junto con un equipo de expertas integrantes de los ministerios de Mujeres, Género y Diversidad y de Salud. Como ratificó el presidente el miércoles al responder preguntas de estudiantes del Instituto de Estudios Políticos de París, donde brindó una conferencia magistral, la propuesta que enviará el Gobierno al Congreso incluirá la despenalización y la legalización del aborto, es decir, no solo que deje de ser delito que una mujer se someta a una interrupción voluntaria de embarazo sino que además se garantice la práctica gratuita en hospitales públicos. El Presidente presentará en paralelo otra iniciativa parlamentaria que establece la asistencia del Estado a mujeres embarazadas, con el objetivo de que “no se recurra al aborto por ser pobre”, según palabras del mismo Alberto Fernández.

“En ambas iniciativas, se trata de que el Estado respete y acompañe la decisión de cada mujer y que dé respuesta a diversas realidades que hoy son desatendidas: las de aquellas mujeres que deciden abortar y hoy son empujadas a la clandestinidad, poniendo en riesgo su salud y su vida, y las de aquellas que se encuentran condicionadas por situaciones de vulnerabilidad para decidir libremente continuar o no con un embarazo”, explicó a este diario una de las expertas que trabajan en el texto.

Es la primera vez que un presidente de la Nación ordena la elaboración de un proyecto de interrupción voluntaria de embarazo. Será, además, la primera vez que el Poder Ejecutivo impulse el debate en el Congreso con la intención de que se apruebe efectivamente la ley. Con la emoción de lo que significa ese hecho histórico, hubo lágrimas en la primera reunión del equipo redactor.

Mauricio Macri, según él mismo declaró, nunca tuvo voluntad política para promover la sanción de la IVE, a pesar de que habilitó la discusión de la propuesta de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto en 2018.

“La idea es recuperar los consensos básicos que surgieron del debate en 2018 y enviar al Congreso un proyecto ambicioso de IVE”, confió a Página|12 una de las escribas. Despenalizar y legalizar en las primeras 12 o 14 semanas de gestación y más allá de ese plazo en los casos previstos ya en el Código Penal: cuando corre riesgo la vida o la salud de la mujer o en caso de violación, son algunos de los aspectos clave del proyecto, al que le están dando las últimas puntadas.

No contemplaría la objeción de conciencia institucional. El encuadre es sanitario: el aborto es un problema de salud pública que debe ser atendido por el Estado. En Diputados, por donde seguramente ingresará el proyecto del PEN, se pondrá en discusión junto a otras iniciativas de IVE como el de la Campaña, que se volvió a presentar por octava vez en 2019.

En la Casa Rosada ya empezaron a hacer el poroteo para contar adhesiones en las distintas bancadas. Confían en que Máximo Kirchner tendrá un rol central para conseguir votos en el Congreso. Del mismo modo, el ministro Ginés González García jugará un rol fundamental para defender el proyecto ante propios y ajenos.

Todavía no está definido si la propuesta se presentará en marzo, que será un mes clave para la renegociación de la deuda, o un poco más adelante. Las organizaciones sociales, en tanto, confían en que la movilización callejera de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto será clave para lograr los votos necesarios para aprobar la ley.

La Campaña ya lanzó la convocatoria para un pañuelazo sincronizado en todo el país el próximo 19 de febrero a las 19, con la principal concentración frente al Congreso desde las 17, que incluirá artivistas extranjeras, festival de música, talleres, charlas y presentación de libros, entre otras propuestas.

Como prometió durante la campaña electoral Alberto Fernández, el tema volverá este año a discutirse en el Congreso y la expectativa es que finalmente el aborto legal, seguro y gratuito, sea ley en este 2020.



Por Mariana Carbajal
Fuente: página12