La Paz: lento…todo muy lento



Fue indignante para el barrio Milagrosa Norte y gran parte de la población, ver las imágenes de una máquina de la municipalidad, repasando la calle que se encontraba intransitable al momento de un llamado de emergencia que tuvo como consecuencia la muerte de una mujer que no pudo ser trasladada a tiempo. Recordemos que la ambulancia se atascó en el camino y se perdió un tiempo que pudo marcar la diferencia. La mujer fue atendida casi 40 minutos después del llamado. “Es una burla a los pobres que además nos creen ignorantes”, dijo una vecina del lugar.


Las imágenes mostraban un repaso de calle de tierra justamente en el lugar donde días antes se quedó atascada la ambulancia del Hospital 9 de Julio cuando acudía en respuesta de un llamado de emergencia.

La historia ya todos en la ciudad la conocieron. La mujer fue atendida pero casi 40 minutos después. Lamentablemente, horas más tarde, perdió la vida. Tenía 57 años de edad, era madre y estaba en las vísperas de cumplir sus 58.

Fue tétrico ver a los propios vecinos del lugar intentando sacar a la ambulancia de una huella inmensa que la dejó literalmente acaballada. La desesperación era más que comprensible, tanto del conductor del vehículo como de los vecinos que empujaban para que pudiera salir del atasco, es que una mujer aguardaba su traslado hacia el Hospital.

Las fotos y videos de esa situación recorrió las redes sociales y la bronca de la población se pudo leer en cada publicación. Tal vez haya sido una de las imágenes que mejor grafica al gobierno municipal de La Paz, la llegada tarde ante la emergencia, sino busquemos el archivo de lo que manifestaba Sarubi junto a Macri respecto de la emergencia hídrica en abril de 2016, y a mayo de 2018 no se respondió a esa situación.

La desgraciada situación se repite una y mil veces en los barrios de la ciudad donde las familias permanentemente relaman por el arreglo de las calles y lo hacen justamente poniendo como ejemplo trágico de lo que pudiera suceder, el tema del ingreso de la ambulancia al lugar.

Desde el municipio y reconociendo que era una tarea que había que hacer, mandaron la máquina a mejorar la calle en cuestión. Claro que lo hicieron demasiado tarde y para colmo de males, con el repaso de la máquina, se rompieron caños de la red domiciliaría de agua y los vecinos tuvieron que ingeniárselas para repararlos. Cabe remarcar que, en Milagrosa Norte hace mucho tiempo le venían solicitando al intendente que mejores las calles.

Lamentablemente lo que se anunciaba como una desgraciada posibilidad cada vez que un vecino en cualquier barrio solicitaba el arreglo de una calle, terminó sucediendo. La ambulancia no pudo ingresar a socorrer al llamado de emergencia de una familia. “Es una burla a los pobres que además nos creen ignorantes”, dijo una vecina cuando vio la máquina.

Fuente: política con vos